Corte con agua pura

Este método válido para separar tejidos, elastómeros, fibras, plásticos, alimentación, papel y otros, se basa en agua a una presión de 4.000 bar con una velocidad equivalente a 800-1000 m-seg, que se hace pasar por un orificio diamantado (de un diámetro de décimas de milímetro) y focalizándolo hacia el material a cortar. Así, la energía potencial se convierte en cinética, resultando en una velocidad de chorro capaz de cortar el material.


Corte Hidroabrasivo

Para aquellos materiales en los que el corte con agua pura queda limitado, se aplica el corte con abrasivo. En este método, se añade al agua un material abrasivo de finos cantos. La unión de agua, aire y abrasivo se materializa en la cámara de mezcla para posteriormente acelerarlo y focalizarlo. El resultado de este método es un chorro de potente energía, capaz de cortar, separar o perforar materiales de distintos espesores y densidad, como por ejemplo metales, cerámica, piedra natural o vidrio blindado, entre otros.

Polígono Urbisur, Avenida de los Descubrimientos 6-7 11130 Chiclana de la Frontera (Cádiz) · Tlf. 956 408 419 · administracion@tecnocorte.net     tecnico@tecnocorte.net     comercial@tecnocorte.net Web optimizada para una resolución de 1152x864px · Sitio Web desarrollado por Cydsur
Aviso Legal  •  Política de Provacidad